sábado, 7 de marzo de 2015

Sembrar zanahorias y rábanos en el Huerto Ecológico.

La primavera está llegando y los huertos empiezan a animarse. Nosotros vamos a sembrar zanahorias y rábanos. Estas dos plantas se pueden cultivar prácticamente durante todo el año, aunque conviene evitar los periodos más fríos con heladas frecuentes.

Tanto el rábano como la zanahoria son originarios de las zonas mediterráneas y ya se consumían por egipcios, griegos y romanos, vamos que son alimentos de buena cuna y con mucho recorrido en el tiempo.
Los rábanos y las zanahorias se asocian de manera positiva. Es aconsejable intercalar ambas plantas ya que los rabanitos normalmente, tienen un crecimiento rápido y las zanahorias tienen un ciclo de desarrollo mayor.


Las semillas son de compra. Estás son del año pasado y en el envase pone que pueden durar varios años antes de sembrarlas.
Vamos a realizar siembra directa, es decir, vamos a echar las semillas directamente en el lugar elegido para cultivarlas, en lugar de hacer semilleros y luego trasplantar. Normalmente para este tipo de plantas se utiliza esta técnica.

Semillas de zanahoria y rabanitos.
Para la siembra hemos habilitado un pequeño bancal o jardinera de piedra, el cual ya habíamos rellenado con tierra del huerto. Tiene alrededor de 4.5 metros de largo por unos 80 cm de ancho. Este tipo de bancales, al igual que los cerámicos, son más cómodos a la hora de cultivar, por su tamaño, porque están más elevados sobre el nivel del suelo y además son más limpios al no tener que pisar el terreno de tierra y barro una vez regados.
Para mayor comodidad, este no es el caso, deben tener acceso por las dos partes para facilitar las labores propias del huerto.

Bancal de piedra o jardinera.
Hemos limpiado la tierra de piedras y restos de vegetales secos y hierbas, la hemos trabajado para que quede más sueltecita y hemos aplanado la superficie. El bancal tiene una profundidad de unos 40 cm, aunque luego debajo sigue habiendo tierra, pero más compactada. Si salen zanahorias de 20 cm ya nos podremos dar por satisfechos.
Las piedras que se encuentren enterradas pueden perjudicar en el crecimiento y el desarrollo de las raíces de estos cultivos.


A continuación, ayudados por un palo, o cualquier otro utensilio, trazamos dos pequeños surcos (3 o 4 cm de profundidad), separados entre sí 20/30 cm. En uno vamos a echar las semillas de rábano y en otro las de zanahoria.


Surcos de entre 3 y 4 cm de profundos.
Una vez que hemos trazado los dos pequeños surcos o líneas, vertemos agua en ellos para que queden bien humedecidos antes de recibir a las semillas ya que no las hemos puesto en remojo previamente.
Hemos optado por no ponerlas en remojo por que a la hora de sembrarlas con los dedos cuesta mucho manipularlas si están húmedas, se pegan en los dedos.
Si es necesario regar varias veces los surcos hasta que queden bien mojados, dependerá del tipo de tierra y lo que ella drene.



Regando los surcos antes de sembrar.
No vamos a regar las semillas una vez las hayamos cubierto con tierra, de ahí que pretendamos humedecer bien los surcos previamente. Cuando regamos una vez cubiertas muchas de ella quedan descubierta y son presa fácil de pájaros u otros animalitos.

Semillas de zanahoria
Una vez regada la zona procedemos a verter las semillas con los dedos tratando de que queden bien esparcidas y no se amontonen demasiado, de esta manera evitaremos demasiados aclareos una vez vayan brotando.

Echando las semillas.
Semillas sembradas de zanahoria antes de cubrirlas con tierra.
Una vez esparcidas las semillas, llega la hora de cubrirlas con tierra, o bien podemos taparlas con la tierra de los lados del surco, ya que solamente hace falta que queden cubiertas sin más, o bien, nosotros vamos a taparlas con un sustrato ecológico y abonado de los que utilizamos para cultivar en macetas, no es que la tierra del bancal no sea buena, pero es una sobra que tenemos a mano.

Sustrato ecológico y abonado.
Con la mano vamos echando el sustrato encima de las semillas para que  ya pueda empezar el proceso de germinado.


Ahora ya solo falta esperar y regar de vez en cuando, sobre todo los primeros días tratar de que no falte cierta humedad para que germinen con éxito.
La siembra de las semillas se realizó el 22 de febrero, seguiremos actualizando con fotos y texto a medida que avance el proceso de cultivo. Saludos a todos.
Debajo de la imagen hemos publicado el video realizado durante el proceso de siembra...

Surcos sembrados, zanahorias y rabanitos.
Video Siembra de Zanahorias y rabanitos:



2 De marzo:
Practicamente a los 7 días germinaron y han empezado ha crecer los rabanitos...



Mientras tanto las zanahorias lo han hecho a la semana siguiente, es decir, 15 días después de la siembra...





Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...